Dimibang

Un remanso de paz oriental.

Dicen que Madrid es una ciudad estresante. Los que vivimos aquí no lo notamos demasiado, la costumbre supongo, pero el que viene de fuera es una de las primeras cosas que nota al llegar a la ciudad. La gente acelerada por las calles, el bullicio de algunos barrios, el ansia por ir pillado de tiempo a todos lados. Supongo que es parte de nuestro acervo mediterráneo. Pues en pleno barrio de Argüelles, entre la multitud de cervecerías y tascas, junto a la vorágine consumista que atraen las tiendas de ropa de la calle Princesa, nos encontramos este remanso de paz oriental llamado Dimibang (que según nos dice la propia carta del restaurante es el nombre del primer libro de cocina asiático escrito por una mujer).

Es curioso el efecto anímico que produce entrar en este restaurante coreano; al cruzar su puerta respiramos calma y sosiego, como la que sentimos al ver una peli costumbrista de aquellos lejanos países. El suave fondo musical que acompaña durante toda la velada, ayuda también a percibir esas sensaciones de tranquilidad, y a olvidarte durante un par de horas del estrés exterior. Decorado de manera muy suave, y como es lógico con motivos orientales. Predominan los colores primarios, mesas en madera lacada, mantelería minimalista; quizás le falta algo para resultar del todo acogedor, como el haber vestido algo más las paredes, pero, como digo, su ambiente resulta bastante agradable.Dimibang - Fachada

El servicio funciona acorde con lo que se respira en el lugar. Las camareras son todo calma y tranquilidad, y también mucha amabilidad. Son atentas y eficientes, algo dubitativas a la hora de recomendar algún plato (supongo que es algo que va intrínseco a su cultura), pero muy didácticas a la hora de explicarlos, cosa muy de agradecer, sobre todo cuando vamos a probar ingredientes y combinaciones novedosas.

En cuanto a su cocina, el propio restaurante se define como coreano-japonés; y personalmente, me quedo bastante más con lo coreano que con lo japonés. Me gustó la ensalada de algas; sabrosa, muy bien aliñada, resulta intensa y refrescante a la vez, muy interesante. Y me encantó el atún yuk fe (tacos de atún crudo con algas y láminas de pescado secas); el atún excelente, su guarnición muy sabrosa y sin restarle protagonismo al principal, y además muy bien conjugados todos sus sabores con el aliño con que se presenta, un plato muy muy recomendable. Pero me defraudaron los platos japoneses, tanto el sushi, como el sashimi o el maki; los encontré con poca gracia, algo faltos de intensidad en su sabor; yo diría que me resultaron sólo platos correctos, sin ni mucho menos acercarse a las dos especialidades coreanas antes degustadas.

Y en cuanto a los postres volví a sucumbir ante la especialidad coreana que ofrecen, el Pat Bing Su (judía roja dulce y una combinación de diversas frutas almibaradas y escarchadas, sobre una base de hielo picado); muy interesante en su textura, y muy sabrosa su conjunción de ingredientes. Un postre que sorprende muy gratamente.

En definitiva, Dimibang resulta muy agradable por su ambiente y bastante interesante por las especialidades coreanas que presentan. Y la cuenta que se queda en unos más que aceptables 22 euros (vino sin incluir, entre otras cosas porque el pobre par de referencias que tienen en carta no llaman demasiado la atención).

UBICACION: Rodríguez San Pedro, 67

PUNTUACION:

Ambiente: 6,5
Servicio: 6
Comida: 6

PUNTUACION MEDIA:6,125

Anuncios
Explore posts in the same categories: Restaurantes en Madrid

Etiquetas: , ,

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: